Horario de visitas

Cada visita al Empire State Building es diferente. Dependiendo de la hora, el día o incluso la estación en la que nos visite, disfrutará de una perspectiva diferente de la ciudad. La sensación de encontrarse en la plataforma del observatorio en medio de una tormenta de nieve puede ser tan emocionante como la de contemplar la puesta de sol neoyorquina.

Por la mañana

Llegue a las 8 a. m., cuando se abren los observatorios, y anticípese a la multitud para empezar bien el día.

Por la tarde

Es posible llegar al edificio desde numerosas atracciones del Midtown, por lo que podrá disfrutar de las vistas desde los observatorios entre sus visitas a lugares de interés y a las tiendas. Venga a la hora de comer para evitar las multitudes. No se preocupe por las esperas, pues los dispositivos multimedia, que se incluyen con el boleto, cuentan con opciones de entretenimiento e información para las visitas a las exposiciones Sustainability y Dare to Dream.

Por la noche

Muchos se sorprenden al saber que el Empire State Building está abierto hasta las 2 a. m. El último ascensor sube a la 1:15 a. m. Suba a los observatorios de madrugada, después de cenar o a primeras horas del día para disfrutar de la silueta iluminada de la ciudad. Será uno de los mejores recuerdos de su viaje. Si prefiere una visita romántica, de jueves a sábado, entre las 9 p. m. y la 1 a. m., podrá disfrutar de nuestro saxofonista en vivo. Y sí, acepta peticiones.